Oscars 2016: un repaso rápido

Sobre la octogésima octava gala de los Oscar, no la vi. Supongo que sería la clásica ceremonia con un discurso reivindicativo, pero no mucho, unos números musicales sin pies ni cabeza que alargan el espectáculo ad infinitum y discursos por parte de los premiados que me importan un bledo. Además, tenía que madrugar.

Decía Fernando Fernán Gómez en uno de los discursos más brillantes de los Goya que no sabía si la entrega de unos trofeos debía ser motivo de celebración o más de bien de pésame, pues muchos más que los premiados son los que se quedan sin galardón. Calculaba que solo el 0,8% obtendría el reconocimiento por su trabajo, mientras que el 99,2% se iría a casa a lamerse sus heridas con una mano delante y otra detrás. También proponía una fiesta lujuriosa y cachonda solo para perdedores con mucho alcohol  y porros y coca; para los que lo hubieren menester.

Por fin han acabado los Premios Oscar 2016, y menos mal, porque Leonardo DiCaprio iba camino de acabar siendo más meme que actor. Las ganadoras, al igual que después de unas elecciones políticas, han sido todas. La hegemonía mejicana se consolida con la segunda victoria consecutiva de Iñárritu como mejor director y la tercera del tirón para Emmanuel Lubezki, que se proclama como uno de los directores de fotografía más brillantes de la historia. Seguramente sea su trabajo en El renacido lo más destacable de la misma, que al final no logró llevarse la estatuilla a mejor película, la cual tampoco merecía.

El galardón de mejor película fue para Spotlight, siendo la sorpresa de la noche. Competía con La gran apuesta, El puente de los espías, Mad Max: Fury Road, The Martian, El renacido y La habitación; no creo que ninguna de estas sea una película que se pueda catalogar como la mejor del año, y si son las mejores, algo se está haciendo mal en Hollywood para que las elegidas tengan un nivel tan bajo.

Sobre DiCaprio, se acaba la insoportable monserga en torno a este tema. Seguramente se lo mereciese, pero casi me alegro más porque las redes sociales dejarán de inundarse de gifs, memes, vines o cualquier otro gag cibernético exigiendo un Oscar para Leo.

Como ganadora de trofeos intrascendentes se erigió Mad Max: Fury Road como la clara vencedora, llevándose todos los premios técnicos. Ennio Morricone ganó el Oscar después de toda una vida haciendo obras maestras. Bueno, y Pixar ganó su enésimo Oscar por Inside Out.

 

 

Anuncios

2 Comments

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s